septiembre 05, 2015

A veces lo inesperado es justamente lo que necesitas (Reseña: Heima es hogar en islandés)


Heima es hogar en islandés - Laia Soler
360 páginas | Plataforma Neo
★★★☆
Ver la vida en blanco y negro no es divertido.
Laura padece una extraña enfermedad que le impide apreciar los colores, pero si últimamente su vida es gris no es solo porque sufre acromatopsia. Acaba de romper con su novio y sus padres no dejan de pelearse tras el divorcio. Por eso, decide alejarse de todo y toma el primer avión que sale del aeropuerto.
El destino la lleva hasta Reikiavik, Islandia. Allí conoce al simpático Orri, quien le propone emprender un viaje para recorrer el país con él y su no tan simpático amigo Guðjon. Quizá no sea una idea sensata, pero no es que Islandia ofrezca muchas opciones a una chica que se ha escapado de casa.
Lo que Laura nunca podría sospechar es que los dos islandeses esconden un secreto imposible de creer, incluso para alguien como ella, y que ese viaje la cambiará para siempre.

Bien dicen que a veces lo único que necesitas para viajar es un libro, y Heima es hogar en islandés ha resultado ser el mejor boleto de viaje con el que me he topado en los últimos meses.

Laura es una chica de diecinueve años que sufre acromatopsia, una enfermedad que solo le permite ver a través del blanco, negro y grises. Nunca ha sido un impedimento para ella, pero no deja de ser la chica rara por eso entre sus compañeros. Últimamente pareciera como si la acromatopsia estuviera tomando posesión de su vida, pues ha tenido fuertes problemas en casa y las situaciones parecen pintadas en blanco y negro. Se siente enfadada con sus padres, rompió con su novio, está harta, impotente y con ganas de hacer que todo explote. Ha acumulado tanto en la cabeza que lo único que quiere es alejarse de todo  y encontrar un lugar tranquilo para respirar

Y pareciera que el destino está de su lado, pues su "lugar tranquilo" termina siendo Islandia, la tierra del fuego y el hielo, una isla que pareciera olvidada por el resto del mundo, allá en la punta de Europa. A pesar de haber llegado tan lejos para liberarse de sus problemas, aún se siente atada a ellos y con mil cosas rondando en su mente. Hasta que conoce a Orri, un simpático chico que la invitará a que lo acompañe a él y a su amigo Guðjon en un viaje de carretera por toda la isla. Así es como los tres se embarcan en esta aventura, donde poco a poco se conocerán más a fondo y los secretos que todos llevan guardados.



No había tenido el gusto de probar la pluma de Laia Soler, pero al terminar con este libro correré a buscar Los días que nos separan, su primera novela. El estilo de la autora me ha atrapado por completo. Y no exagero, que me he *devorado* el libro en un solo día (o una sola noche, depende de cómo lo vean). Laia Soler tiene ese toque que obliga al lector a quedarse prendado de las letras para conocer toda la historia que nos quiere contar. Quizá peque de excesiva narración en la novela, pero tiene otros elementos que lo compensan. Hay momentos en donde preferiría leer de primera mano los diálogos de los personajes y no un párrafo seguido de lo que intentaron decir, por ejemplo. O donde tanta descripción sobre los paisajes por momentos se volvía abrumadora.

Pero aquí me regreso al inicio de la reseña: Soler ha conseguido transportarme en directo a Islandia, a casi oler el azufre en el agua, a sentir el viento helado en mi piel, a oler los restos de lava que forman esos paisajes impresionantes por los que se caracteriza la isla. Se siente el amor de la autora por este país. Es casi como haber acompañado a Laura, Orri y Guðjon en su viaje; yo era un pasajero más en esa camioneta

Con los personajes he creado una relación un tanto bipolar. Entre que acepto que son humanos con fallos y entre que me parece que erraron de edad en la historia (Laura con diecinueve y los chicos con alrededor de veintitrés, pero todos parecen unos adolescentes). Lo que me ha gustado es la evolución en la relación entre los tres, cosa que se nota capítulo a capítulo. Quizás porque a veces es más fácil decirle a un completo extraño tus problemas o qué se yo. ¿Mi parte favorita? No fue el ligero romance, sino la amistad entre Orri y Guðjon, pues se siente fuerte y real, de esas que tienes ganas de experimentar al menos una vez en la vida.

El toque especial al libro lo han dado los tintes de magia y fantasía agregados, pues se convierten en un interesante giro argumental y hacen que te descoloques por un momento, haciendo que se le quite todo lo previsible que pudiera tener a la novela. Laia Soler te va introduciendo poco a poco a ellos y al final ya los sientes familiarizados. Y aunque la base del mito no se sienta completamente sólida como para ser cien por ciento creíble, cumple con su función en la historia.

Heima es hogar en islandés es un libro que te hará reflexionar sobre el verdadero significado de la familia, el amor, la amistad y el hogar. Con un argumento sumamente original, este libro te transportará en un viaje por territorio islandés del que no querrás regresar.

Laia, takk por compartirnos esta historia.

Muchas gracias a Urano México por el ejemplar para la reseña

Goodreads | Book Depository



5 comentarios:

  1. Tiene buena pinta y parece muy original (al menos la trama). Me alegro que te haya gustado ^^

    ResponderEliminar
  2. Me ha picado la curiosidad con tu reseña. Lo tendre en cuenta :3
    Saludos!!

    ResponderEliminar
  3. Hnnnnng, definitivamente tengo que comprar este libro. Lo de los ligeros toques de fantasía no lo sabía, ¡qué pasada! Gracias por la reseña :)

    ResponderEliminar
  4. Me da curiosidad en libro así que ya pude conseguirlo luego de hacer negocios (?). Espero pueda gustarme.
    Saludos!!

    ResponderEliminar
  5. Lo he querido leer desde que salio en España y ahora voy a correr por el a la libreria, saludos.

    ResponderEliminar

Hola, querido unicornio lector.
Este es un espacio para la libre expresión, nunca temas expresar lo que piensas. Una regla: aquí se prohibe el spam. :)
¡Felices lecturas y gracias por dejarme tu opinión!

 
Libros entre mundos. Design by Marloz