agosto 24, 2014

La bella y la bestia versión Regencia con un toque de mitología griega (Reseña: Seeking Persephone)

Seeking Persephone - Sarah M. Eden
Serie: The Lancaster Family #1
288 páginas - Kindle
Cuando Persephone Lancaster recibe una propuesta de matrimonio del malhumorado Duque de Kielder, se niega —y luego lo reconsidera. La obscena suma de dinero que le ofrece a Persephone salvaría a su familia de la ruina.
Con su característico optimismo, viaja a las lejanas tierras de Northumberland para casarse con el temido extraño. Alojado en un espeso bosque infestado con perros salvajes, el castillo del Duque es igual de frío e imponente como el Duque mismo, un hombre con terribles cicatrices en su cuerpo y alma. Pero la determinación de acero del Duque para proteger su corazón a cualquier precio es desafiada por el creciente cariño que siente por su linda y gentil esposa.
Con cariñosa persistencia, Persephone intenta penetrar la armadura del Duque y alcanzar al hombre que está bajo ella. Aunque él no puede tolerar tal exposición, su continuo rechazo cobra un precio. Cuando surge un grave peligro, el Duque se da cuenta de que debe arriesgarse a revelar sus verdaderos sentimientos o perder a la mujer con la que no puede dejar de vivir.
Recientemente he vuelto a reencontrarme con mi amor por el romance histórico y este libro ha sido una excelente adición a mi lista de favoritos. ¿Recuerdan que por despistada me leí el segundo libro de esta serie? He corrido con suerte y los dos libros que la conforman pueden leerse de forma independiente. Ambos me han gustado mucho, pero creo que me quedo con Seeking Persephone como favorito.

Si hay algo que admiro es una sinopsis que te lo cuenta todo sin revelar nada. Como la de arriba. Seeking Persephone está ambientada en la Inglaterra de 1805. Adam Richard Boyce, Duque de Kielder, está metido en un dilema existencial: no tiene un heredero y podría perder el estatus e historia que ha mantenido su familia por más de cuatrocientos años. Uno de los consejos que recibe para que evitar quedarse sin la casa de su familia es que se case, así aseguraría que permanezca con ellos más tiempo. El problema es que Adam es una persona orgullosa e inflexible que no confía en nadie. Desde pequeño hizo a un lado la idea de casarse, dado que tras diversas cirugías terminó con el lado izquierdo de su rostro desfigurado. Nunca quiso casarse, nunca esperó hacerlo; eso, aunado al hecho de que el matrimonio de sus padres no funcionó ante sus ojos.  Al principio aceptó receloso la idea, pensando que si encontrara una mujer no tan agraciada y de pocos recursos lo suficientemente desesperada como para casarse con él, dejaría de preocuparse.

Ya ven por dónde va la historia. Persephone es esa mujer de pocos recursos suficientemente desesperada como para casarse con un hombre al que no conoce y quien tiene una fama terrible, a cambio de que sus hermanos y su padre tengan una vida mejor con el dinero que les de el Duque.

Ha sido una historia muy divertida y rápida de leer. El romance está en punto, siguiendo correctamente la época en la que está ambientada. Como mencioné en la reseña anterior, el estilo de Eden no es darnos los detalles rimbombantes sobre la época (léase Jane Austen), sino que se centra en la relación entre los personajes. La pluma de la autora es muy particular porque, si bien no ofrece detalles sobre la ambientación, de alguna forma te encuentras inmerso en el universo en el que viven Adam y Persephone.

Un aspecto del que siempre me quejo (ya me conocen), son los personajes. Esta vez no tengo quejas, porque todos me han gustado mucho. Adam, por un lado, es como un niño de cinco años: controlador, orgulloso y berrinchudo, pero no es un personaje plano; detrás de esas capas está el Adam que ha sido dañado por tantas personas desde que era pequeño, el que ya no puede confiar en nadie porque lo han dejado abajo demasiadas veces y una persona que se preocupa profundamente por el bienestar de todos a su alrededor (¿les suena familiar?). Tiene una verdadera evolución durante la historia, si bien al inicio es muy molesto leer los capítulos que están escritos desde su perspectiva, poco a poco se va ganando un lugar como un personaje fuerte y valioso (y romántico, aunque a él no le guste). Persephone, por otro lado, comienza más bien de forma débil; recién casada, con un esposo que apenas conoce y con el que no cruza palabra, encuentra fuerza para salir adelante y nunca dejarse derrotar, todo al mismo tiempo que nos deja ver que es vulnerable a lo que la rodea.

Este par son quienes nos cuentan la historia, pasamos de la perspectiva de uno a la del otro y no conocemos  gran cosa de otros personajes. Excepto de Harry, el mejor amigo de Adam. Parecería imposible que nuestro amigo el Duque de Kielder tenga un amigo como Harry, pero su relación se remonta a los tiempos de las cavernas y el lugar que tienen en la vida del otro hace que cada una de sus conversaciones sea un deleite para el lector. Imaginen a Adam, todo seriedad, tratando de aguantar (porque no hay otra palabra) a Harry, un hombre al que no le para la lengua, sarcástico hasta la pared de enfrente y muy ingenioso. Diversión total.

Algo que le ha dado un toque especial a la lectura es la relación que logra hacer la autora entre la mitología griega y la historia clásica de La bella y la bestia. Sarah M. Eden atrapó las similitudes entre ambas historias, usando diferentes interpretaciones de los motivos de Perséfone en el mito para intentar dar un giro romántico más firme en Seeking Persephone. Yo no se la creo, pero me gustó el intento.

¿Mi único pero? Algunas de las situaciones parecían sacadas de la manga y un tanto exageradas. Como esa épica situación casi al final (demasiado poco creíble y exagerado, diría yo). Con todo, Seeking Persephone es una novela entretenida, divertida y llena de romance. Promete un rato agradable, perfecta para leer en un día veraniego (¡a aprovechar que el otoño se acerca!) y disfrutar de estos personajes.
Goodreads
PD. Como leí primero la secuela, debo decir que la interacción entre Adam y Persephone alla ahora tienen sentido. ¡Y me gustan mucho más! 

2 comentarios:

  1. El género romantico historico no lo he leído y es que no me llama mucho la atención, pero este libro mme ha picado la curiosidad por lo de Perséfone, a mí que me encanta la mitologia griega :3
    Así que apuntado el libro a pendientes :)
    ¡besos!

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola! La mitología griega me puede, así que creo que lo leeré.

    ¡Un abrazo!

    Juan Antonio Andrada de Vorágine: Reseñas literarias.

    ResponderEliminar

Hola, querido unicornio lector.
Este es un espacio para la libre expresión, nunca temas expresar lo que piensas. Una regla: aquí se prohibe el spam. :)
¡Felices lecturas y gracias por dejarme tu opinión!

 
Libros entre mundos. Design by Marloz